1.     La Francmasonería del Rito Antiguo y Primitivo de Memphis-Misraim es una orden iniciática, filosófica y tradicional que tiene como Principio Esencial y Supremo al Gran Arquitecto del Universo o Sublime Arquitecto de los Mundos.

 2.     La Orden Masónica Internacional del Rito Antiguo y Primitivo de Memphis-Misraim tiene por principal objetivo posibilitar a sus miembros reafirmar las enseñanzas de las antiguas Escuelas de Misterios.

 3.     La Francmasonería mediante el Arte Real forma Iniciados, apartados de toda dominación, libres, maestros soberanos de sí mismos, con discernimiento propio, sin sufrir la tiranía de los prejuicios reinantes, procurando controlar las pasiones y ser concientes de sus responsabilidades, brindando ejemplos y testimonios de ello.

 4.     La Francmasonería admite en su seno a mujeres y hombres como iguales, que sean independientes, libres y de buenas costumbres, que sólo dependan de su conciencia y que se comprometan a poner en práctica un ideal de paz, amor y fraternidad.

 5.     La Francmasonería promueve la Libertad, la Igualdad y la Fraternidad de todos los seres humanos, sin prejuicios de raza, credo, nacionalidad y condición social.

 6.     La Francmasonería no impone límites a la libre búsqueda de la Verdad y para garantizarla demanda de todos  respeto y tolerancia.

 7.     La Francmasonería promueve el perfeccionamiento moral de la humanidad por medio de una verdadera actitud de servicio y enseña a través de formas simbólicas y esotéricas que solo pueden ser reveladas por la Iniciación.

 8.     Los Francmasones se reúnen en asambleas que toman la denominación genérica de logias para trabajar a través del Rito con celo y perseverancia.

 9.     La Francmasonería,  ajena a toda influencia sectaria, enseña a sus miembros el respeto por los otros, a fin de construir un centro permanente de unión fraternal donde reine perfecta armonía.

DECLARACION DE PRINCIPIOS